Seguir
Portada » Análisis » Análisis de Super Mario Maker 2

Análisis de Super Mario Maker 2

Super Mario Maker 2 es la secuela del creador de niveles 2D del fontanero que ya pudimos ver en Wii U y Nintendo 3DS. Es hora de ver si realmente ese «2» del título es merecido, y comprobar qué ofrece a todos los jugadores, ya sea a nivel jugable o de creación.

Tu Mario, mi Mario, nuestro Mario

Super Mario Maker 2 es el Mario de todos y para todos. Una frase un tanto fuerte pero que, analizada con cuidado, observamos que es cierta. Las posibilidades de los diferentes jugadores pueden llegar a conformar un título gigante al que echarle horas y horas, y nunca terminarlo. Sin embargo, sabemos que la mayoría de fases diseñadas tienen características muy experimentales, que no son las típicas de una aventura tradicional del fontanero. No es un punto negativo en absoluto, pero puede que no sea lo que algunos esperan.

Así que, para esa gente, y para todos en general, está el modo historia. Una progresión de encargos con la excusa de recaudar dinero para construir las diferentes partes del castillo de Peach, formada por niveles más específicos orientados a mostrarnos la capacidad de varios elementos de diseño de niveles, creando así una especie de tutorial interactivo que se juega bastante bien y, pese a que no llega al nivel de refinamiento de experiencias como Super Mario 3D World, sí que tiene una estructura propia para considerarse un plataformas de Nintendo bastante digno, además de ofrecer un nivel de creatividad que no suele verse en las entregas tradicionales del fontanero.

Los encargos ofrecen además una serie de incentivos. Por un lado, nos invitan a conseguir el mayor número de monedas posibles (algo que a veces solemos dejar de lado y que puede suponer un reto); y por otro, algunos de ellos nos permiten desbloquear trajes para nuestro Mii y alguna que otra sorpresa más. En general el progreso de la historia es algo monótono al inicio, pero poco a poco se abren posibilidades y encontramos secretos hablando con personajes como el Sr. Gómez (nuestra simpática goma). En definitiva, el modo historia es una experiencia recomendada para creadores novatos y jugadores de plataformas en general.

Super Mario Maker 2 es toda una señora secuela

Pero lo que verdaderamente hace especial a este Maker, al igual que a su antecesor, es precisamente su vertiente creativa. En esta ocasión hemos perdido el GamePad y puede que inconscientemente busquemos extraer un lápiz de una consola que no lo tiene, pero eso se termina pasando pronto, cuando nos adaptamos a la pantalla táctil con nuestros dedos (o bien si usamos un lápiz háptico). Puede que esto no le guste a la gente que quiere crear en su televisor en grande, y por ello se incluye también la posibilidad de utilizar los mandos, que en el caso de los Joy-Con pueden separarse y hacer que dos personas puedan trastear al mismo tiempo.

De nuevo vuelven ciertos elementos útiles como deshacer, borrar, copiar o seleccionar un grupo de elementos. En esta ocasión, los usados más recientemente siguen en la parte superior de la pantalla, y el resto se agrupan por una serie de ruedas temáticas que, una vez te acostumbras, resulta bastante eficiente para moverse rápidamente. Lo más interesante de esta nueva versión, además de ciertos objetos novedosos que llegan, es sin lugar a dudas la adición de opciones de personalización de detalles. De entre todos ellos conviene destacar las condiciones de finalización que dejan el banderín de final de etapa invisible hasta que se cumplan (como tener un número de monedas o destruir a cierto tipo de enemigos), y que dan mayor variedad a la construcción de niveles.

Por si todo fuera poco, contamos con una gran cantidad de efectos sonoros y musicales, incluyendo algunos de títulos de Mario no presentes en este título, como Super Mario 64 o Super Mario Galaxy. Hablando de «juegos» incluidos, o apariencias más bien, en este Maker 2 repiten el primer título del fontanero, la tercera entrega, Super Mario World y New Super Mario Bros. U, cada una de ellas con posibilidades únicas, como los power-ups clásicos de cada una o algunos enemigos y objetos, como Yoshi o la bota. Esto es interesante porque una estética no solo nos ofrece un diseño visual, sino también variantes únicas de jugabilidad.

Super Mario 3D World sigue en nuestros corazones

Pero en esta ocasión se añade una extra: Super Mario 3D World. El show de Mario Felino sigue en los corazones de la gente, y este título de Wii U se añade como una variante única, con sus propias reglas que obliga a que un nivel creado con ella tenga que estar hecho desde cero, por lo que no se puede alternar con ella tan fácilmente. Añade, eso sí, su característico Mario y Bowser felinos y otros elementos que resultan de interés. Y, por si fuera poco, añade una variante que a nivel técnico está considerablemente por encima del resto de apariencias, siendo así la que más se luce en HD.

Las posibilidades de creación son sencillas, y una vez te acostumbras, te manejas muy rápido. Además, con cada detalle añadido puede alternarse entre jugar y crear, y podemos jugar una sola sección si nos interesa, por lo que el proceso es muy cómodo para ajustar incluso parámetros como el nivel del agua o la velocidad de autoavance de una pantalla. Eso sí, para publicar un nivel en línea y obtener así su código ID, es necesario que demostremos que puede completarse con nuestra propia habilidad.

Todo lo de crear es muy bonito, pero ¿cómo se aprende? El título ofrece una serie de ayudas distribuidas en varias secciones, en función del nivel de detalle que nos interese. Hay una sección de guía básica para ver lo que ofrece cada elemento en pantalla de los menús y del modo creación, así como una sección de preguntas frecuentes; pero también existe el aula de Yamamura, en la que vídeos explicativos nos indican consejos e ideas de creación. Quizás echemos en falta secciones más interactivas, pero lo mejor para eso es ponerse a probar uno mismo.

Por primera vez, un Mario online

Además de pequeños ajustes de controles, notificaciones y permisos de nuestros niveles, el juego nos permite elegir nuestro personaje para jugar las fases: Mario, Luigi, Toad y Toadette. Que sean cuatro no es casualidad, y es que los niveles pueden jugarse en multijugador para cuatro personas a nivel local y (por primera vez) de manera online (siéndole asignado a cada jugador un personaje al azar). Existen en este campo dos variantes: cooperativo y competitivo – en ambos casos, el objetivo es completar el nivel con éxito, pero cambia nuestra relación con los otros jugadores.

El modo cooperativo nos invita a que uno de los jugadores llegue al final del nivel, lo que supone el logro del grupo entero (si uno muere, puede aparecer al lado de un compañero vivo). El modo competitivo por su parte ofrece más posibilidades, ya que no solo hay premio para el único que llegue, sino que nos ofrece un sistema de rangos (con premios a nivel de logros y trajes de Mii) para motivarnos a jugar más y más. A la espera de la futura actualización que incluya el juego con amigos, nuestros compañeros o rivales son escogidos al azar entre la comunidad en línea del título que quiera también echar un rato.

En este apartado, los niveles sufren ciertas alteraciones (como en cantidad de power-ups dentro de un bloque) pero también en su desarrollo, algo que nosotros mismos motivamos. Por ejemplo, podemos usar a un rival como trampolín para atajar, pero también podemos hacer que las plataformas que caen desaparezcan y que el siguiente jugador necesite más tiempo para volver a usarlas. En este sentido, se añaden nuevas posibilidades que pueden tenerse en cuenta en el diseño de creación o no, de forma que se generen momentos únicos.

En definitiva, Super Mario Maker 2 un Mario creado por jugadores y para jugadores, con posibilidades de edición bastante amplias y más vida a nivel jugable que su predecesor gracias al terreno multijugador. Eso sí, requiere una comunidad activa (algo esperable viendo sus antecedentes). Por otra parte, su modo historia ofrece contenido suficiente para ofrecernos ideas inspiradoras, y para tener una aventura plataformera más que decente.

Resumen
Una experiencia sin fin siempre que la comunidad esté activa. Las nuevas opciones multijugador le dan más vida al juego, y el modo historia sirve para que aprendamos las mecánicas de creación mientras jugamos niveles creados por Nintendo.
9.5
Genial
Escrito por
Pikmin de nacimiento y strawhard de corazón, colecciono monedas DK por diversión.

Este debate contiene 0 respuestas, tiene 1 mensaje y lo actualizó  Javier Aranda hace 3 semanas, 2 días.

Debes estar registrado para responder a este debate.

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.