Seguir
Portada » Análisis » Análisis de Sheltered

Análisis de Sheltered

Sheltered es un juego de gestión de recursos y supervivencia en un mundo post apocalíptico desarrollado por Team17. El mundo ha sido destruido, quedando transformado en un paraje inhóspito y hostil donde todo quiere matarte. Tú y tu familia debéis trabajar en equipo para sobrevivir a las amenazas de este nuevo mundo.

Tamagotchi post apocalíptico

Tras este épico párrafo de entrada toca una dosis de realidad. Sheltered no es otra cosa que el viejo juego Tamagotchi (para los más jóvenes, era un dispositivo portátil en el que había una mascota virtual a la que tenías que cuidar para que no muriera, dándole de comer, limpiándole el culete, etc.) en un mundo post apocalíptico.

En principio, el objetivo es sobrevivir y conseguir recursos conforme mejoramos nuestro refugio. Sin embargo, tenemos que controlar a todos los personajes y asegurarnos de que no pasan hambre ni sed, están limpios y aseados, no tienen sueño, etc. Los personajes son incapaces de ir al baño o dormir de forma automática, por lo que tenemos que seleccionarlos y darles la instrucción pertinente.

Pronto la recolección y la supervivencia pasan a un segundo plano, siendo aquello que ocurre mientras mandamos a nuestros personajes a dormir o a cagar. Sí, en una letrina detrás de una cortina raída.

Juego infinito o por objetivos

Sheltered tiene dos modos, en uno de ellos jugamos de forma libre y en el otro tenemos que cumplir una serie de objetivos con una familia predefinida. Las familias constan de 4 miembros, dos progenitores y dos descendientes. Cada uno de ellos tiene sus propios atributos y personalidad, que pueden facilitar o dificultar algunas tareas. Además, también contamos con una mascota, que a cambio de unos cuidados mínimos ofrece algunas ventajas.

Mientras no estamos haciendo que nuestros personajes cubran sus necesidades, tenemos otras actividades necesarias para realizar. Mejorar o reparar nuestros dispositivos, crear nuevos dispositivos (o incluso habitaciones completas) en nuestro refugio o mandar a dos de nuestros supervivientes a una expedición.

Explorando el mundo de Sheltered

Durante las expediciones, los enviados nos irán mandado comunicaciones informándonos de cómo les está yendo. En algunos puntos, tendremos la ocasión de intervenir y la acción pasará a un escenario, similar a un combate de los Final Fantasy de SNES, donde nuestros personajes estarán a la derecha y el “evento” a la izquierda. Este se podrá resolver de muchas maneras según las habilidades de nuestros personajes.

En estas expediciones también descubriremos lugares donde podremos conseguir recursos para nuestro refugio y, de vez en cuando, algún personaje se podrá unir a nuestra causa. También pueden aparecer en nuestro hogar sin previo aviso, y no siempre vendrán con buenas intenciones.

Por supuesto, para salir al exterior necesitamos mascarillas (y hay que equiparlas SIEMPRE). En el caso de nuestros refugios, cuando queramos hacer algo en la intemperie deberemos indicarle a nuestros personajes que se pongan un traje de protección… o saldrán directos a una lenta muerte bajo la radiación post apocalíptica. Nuestros supervivientes no piensan. De hecho, los Tamagotchis antes mencionados tenían más autonomía.

Por último, hay tres niveles de dificultad que varían la incidencia de los eventos aleatorios, tales como la lluvia (fundamental para recoger agua) o las incursiones de ladrones.

Un mundo de píxel y radiación

El aspecto gráfico de Sheltered es muy simple, haciendo gala de un diseño pixelado al estilo de clásicos como Another World. No es feo, pero no deja de ser la enésima vez que se emplea este tipo de aspectos visuales y, desde luego, ha perdido toda la frescura. La música, en cambio, sí que es bastante adecuada y representa muy bien el ambiente. No se hace pesada, a pesar de que estamos realizando una y otra vez las mismas acciones (mandarlos a cagar) con los mismos personajes (nuestra familia y sus aliados) en el mismo recinto (nuestro dulce refugio). Además, el juego está en completo castellano (aunque con alguna errata).

En definitiva, un Tamagotchi post apocalíptico. En lugar de una mascota, tenemos cuatro que nos necesitan hasta para ir a cagar. Desde luego, no es la perspectiva más alentadora salvo que te guste este tipo de juegos (gestión de recursos y cuidado de mascotas). Desde mi punto de vista, mejoraría bastante si algunas de las tareas más básicas (higiene personal, dormir, comer, beber, darle de comer a la mascota) se hicieran de forma automática y pudieras dedicarle más tiempo a los aspectos más divertidos del juego (explorar y construir). Aun así, tampoco es que Sheltered sea un mal juego, sencillamente está dirigido a un público muy concreto y no aporta nada especial para poder llegar a una audiencia más amplia.

Resumen
Un Tamagotchi post apocalíptico. Reúne recursos, mejora tu refugio, explora el mundo, consigue aliados y derrota enemigos. Pero, sobre todo, haz que tus personajes vayan al baño, se duchen, coman, beban y duerman.
5.5
Simple
Escrito por
Compositor, aficionado a los videojuegos y colaborador en Revogamers desde casi sus inicios. Mi tarea en la web es coordinar análisis, impresiones y artículos, así como ejercer de redactor y procurar que haya contenido todos los días.

Este debate contiene 0 respuestas, tiene 1 mensaje y lo actualizó  Arturo Albero hace 2 meses, 1 semana.

Debes estar registrado para responder a este debate.

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.