Seguir
Portada » Análisis » Spectrum

Spectrum

Hoy os traemos el análisis de Spectrum (que poco tiene que ver con el viejo ordenador de Sinclair). Se trata de un plataformas particular en el que los saltos no son como lo son en la mayoría de títulos del género, que llega desde los dispositivos móviles para hacerse un hueco en nuestras consolas. ¿Lo conseguirá?

Spectrum que fluye por el espacio

Como si estuviéramos dentro de un líquido, nuestro personaje puede moverse hacia arriba o hacia abajo dando pequeños “saltos” que le impulsan y con los que tendrá que atravesar los laberínticos niveles desde su inicio hasta el final. ¿Cómo morimos si no hay caídas? Cada escenario tiene paredes de color que, al entrar en contacto con nosotros, nos dañan y nos quitan vida, pudiendo incluso llegar a destruirnos.

Los niveles van complicándose cada vez más, empezando por algo muy básico y llegando a niveles de precisión que nos ponen a prueba. Eso sí, los más hábiles con las plataformas o juegos del estilo de Abyss (Enjoy Up) no tendrán muchos problemas para completarlo. De está forma, la experiencia supone un pequeño reto, pero nunca uno que llegue a ser frustrante para la mayoría de personas.

La sombra permanece móvil

Cada nivel esconde una serie de coleccionables que nos obligan a apurar el camino por una ruta un poco más compleja, pero tampoco mucho más. En general el juego es muy simple y se notan sus raíces. Hemos visto varios juegos que vienen de móvil y se trasladan bien a consolas, luciendo muy bien incluso, y otros que no tienen la misma suerte. Spectrum es de estos últimos ya que, pese a que no es mal juego, no se siente igual de cómodo que en su plataforma de origen.

Se trata de un título muy minimalista en todos los sentidos. Pocos colores, formas básicas y una banda sonora electrónica algo simple – y repetitiva. Funciona rápidamente, y los movimientos de nuestro personaje son precisos, incluso en el modo carrera para dos jugadores (algo que supone un añadido bastante interesante).

Spectrum tiene ideas, es un juego entretenido y que nos tiene entretenidos durante un tiempo, pero al que le hubiese venido bien una mayor variedad de diseño, más profundidad o algún extra para alargar su duración. Cumple el objetivo de divertir, que es lo importante, y por ello es recomendable para aquellos que busquen un compañero para partidas rápidas y que tenga el nivel justo de desafío.

Nota Revogamers

Plataformas zen para uno o dos jugadores.

6
Escrito por
Pikmin de nacimiento y strawhard de corazón, colecciono monedas DK por diversión.

Este debate contiene 0 respuestas, tiene 1 mensaje y lo actualizó  Javier Aranda hace 2 meses, 2 semanas.

Debes estar registrado para responder a este debate.

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.