Seguir
Portada » Análisis » Análisis de SIMULACRA

Análisis de SIMULACRA

Si hay algo por lo que se caracteriza el mundo de los videojuegos, es por su evolución constante. Incluso cuando la industria ha pasado por sus peores momentos, aparece gente que agudiza su ingenio y está dispuesta a buscar nuevas formas de enfocar este ocio electrónico. En la última década, han aparecido infinidad de pequeños estudios, que desde una simple cochera, o una pequeña habitación, han sabido crear ideas originales, alejadas de la infinidad de títulos convencionales, que suelen llenar los catálogos de nuestras consolas.

Videojuegos distintos, que suelen fusionar conceptos o intentar reinventar antiguos, para dar lugar a experiencias únicas, que provocan en el jugador sensaciones distintas a las que estamos acostumbrados. Un gran ejemplo de este tipo de títulos, son Sara is missising (SIM) y SIMULACRA, dos títulos desarrollados por Kaigan Games, que si tuviéramos que catalogar dentro de un género, podríamos decir que son simuladores de teléfono móvil, pero realmente, son dos grandes historias de terror narradas a través de un smartphone.

Sara is missising (SIM), es un juego de terror publicado en 2016, disponible para teléfonos móviles y ordenadores, que obtuvo una gran acogida llevándose muchísimas reseñas positivas en la plataforma Steam. El juego llama la atención por su mecánica en la cual, simulas haber encontrado un teléfono móvil cuya dueña ha desaparecido. Nada más encontrarlo, puedes visualizar un video en el que vemos a Sara huyendo aterrada de algo o alguien. Después de esto, ayudados de la IA del sistema (una tal “IRIS” que casualmente es “SIRI” al revés), usaremos el teléfono para investigar que le pasó realmente a Sara. Para ello interactuaremos con sus notas, videos, fotos, contactos y distintos tipos de aplicaciones, en una aventura que nos pone los pelos de punta en más de una ocasión, por el realismo con el que se produce la interacción con el teléfono.

Os hablo de todo esto para poneros un poco en antecedentes, pues el juego que hoy estamos analizando, SIMULACRA, aunque no es una segunda parte, es considerara una secuela espiritual de SIM, pues toma todos los conceptos y nos narra una nueva historia de terror, en la que el desenlace puede dejaros con la boca abierta a más de uno.

SIMULACRA

SIMULACRA – Anna is missing

Nada más empezar el juego, veremos delante de nuestra pantalla un teléfono móvil que se supone acabamos de encontrar. Antes de poder interactuar con él, veremos un perturbador vídeo lleno de cortes y sonidos escalofriantes, de una chica llamada Anna, que parece estar en peligro. En el vídeo, Anna nos dice cosas que no entenderemos bien en un principio, mas allá de que si estamos viéndola, no intentemos buscarla, pues sufriremos su mismo destino. Después de esto, tendremos acceso al teléfono, por lo que debemos intentar seguir los últimos pasos de Anna, para saber que le ha pasado exactamente e intentar salvarla.

SIMULACRA

Así es como comienza un título que eleva la fantasía de todo voyeur tecnológico. En SIMULACRA nuestro deber es buscar minuciosamente en el móvil de Anna para obtener toda la información posible de ella. Sus fotos nos guiarán, sus conversaciones nos contarán cómo son las relaciones con su entorno y sus vloggr (una especie de video blogs) nos contarán más sobre cómo se sentía. Hasta necesitaremos entrar en Spark (el Tinder de hacendado del juego), para investigar en sus conversaciones con sus ligues e intentar sacar toda la información posible de los últimos pasos de Anna.

Durante la aventura, vamos resolviendo numerosos puzles que se centran en reconstruir datos perdidos. Unas veces, encontramos frases dentro de las conversaciones que son ilegibles y debemos reconstruir. Para ello nos mostrarán todas las palabras que contiene la frase y nosotros tenemos que ponerlas en el orden correcto. Otras veces serán imágenes con las que hacer lo mismo, veremos distintas partes de la imagen que colocaremos en el orden correcto para que al final se vea la imagen completa.

SIMULACRA

 

SIMULACRA busca causar impacto y crear misterio. Esto se evidencia cuando empezamos a trastear con el teléfono y además lo consigue muy bien. Mientras vamos investigando, interactuaremos con distintas personas del entorno cercano de Anna. Principalmente tres: su ex novio, su mejor amiga y el que parece ser su último ligue. Conforme avanza la historia, vamos manteniendo conversaciones con estos personajes y tendremos que colaborar con ellos para solucionar el gran enigma. Algunas veces también nos servirán como pequeñas pistas para saber qué hacer en momentos en los que estemos estancados y no sepamos cómo obtener la información que necesitamos.

Esto le otorga un aire vivo y orgánico a nuestra aventura, pero también es uno de los mayores fastidios que vais a sentir en esta experiencia. Siempre tendremos la sensación de que nos ocultan algo, pero no podremos evitar vernos obligados a colaborar con ellos. En ocasiones, incluso actuaremos como niñera de dos hombres adultos que se pelean entre sí por ver quién quiere más a su damisela en apuros. Además, el título tiene distintos finales, que dependerán de la relación que mantengamos con estos personajes. En definitiva, todo el tiempo estaréis preguntándoos si estáis confiando en la persona correcta, o si estáis dando más información de la que deberíais a determinados personajes.

SIMULACRA tiene una duración bastante corta, unas 3-4 horas, pero también es muy rejugable. Las distintas decisiones que podemos tomar a lo largo de la aventura, hacen que tengamos ganas de probar de nuevo el juego, para saber qué hubiese pasado si hubiésemos tomado un camino distinto y así conseguir un final distinto. Por otro lado, aunque para servidor no lo es, el juego presenta un hándicap muy importante, pues está enteramente en inglés, subtitulado y hablado. Esto puede hacer que a los menos entendidos de la lengua de Shakespeare les eche para atrás probarlo, pues es necesario estar constantemente leyendo y escuchando en inglés.

También hubiese sido de agradecer que el juego hubiese podido jugarse con nuestra switch en vertical. Al simular la pantalla del smartphone quedan demasiado espacios a los lados de la pantalla en horizontal, que hubiesen sido aprovechados poniendo el juego en modo vertical en nuestra tableta. Aun así, es una experiencia única que te atrapa hasta el final, además es un juego muy accesible para cualquier persona, pues no necesitas de unas habilidades de “pro gamer” para poder jugarlo. En definitiva, un videojuego que todo el mundo debería de probar, sobre todo si eres amante de las historias de miedo y suspense.

Resumen
Una experiencia única que te atrapa hasta el final, un videojuego que todo el mundo debería de probar, sobre todo si eres amante de las historias de miedo y suspense.
8
Notable

¿Te ha gustado?

0 0
Comentarios

Para comentar tienes que estar logueado

Si no tienes una cuenta, puedes crearte una al instante para comentar.

Este debate contiene 0 respuestas, tiene 1 mensaje y lo actualizó  Ril hace 1 mes, 2 semanas.

Debes estar registrado para responder a este debate.

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.