Seguir
Portada » Análisis » PING 1.5+

PING 1.5+

PING 1.5+ es uno de los títulos especiales que NAMI TENTOU ha traído a la eShop de Wii U (el otro es PSIBO). Un juego que puede disfrutarse tanto en el televisor como en el GamePad y que ofrece una gran cantidad de niveles cortos con los que hacer divertidos tus ratos de descanso.

Rebote de billar

En PING 1.5+ la mecánica central es simple: un cuadrado azul, tras un impulso del jugador, debe llegar a un círculo naranja. Obviamente la dificultad se encuentra en pensar en el ángulo concreto de lanzamiento para que, después de varios rebotes llegue a su destino. El control puede hacerse con un deslizamiento táctil o bien apuntando con el stick y lanzando con un botón. Se puede también nivelar la velocidad de movimiento según la distancia que movamos el stylus o el stick.

Pero una vez que el cubo ha sido lanzado, se puede “relanzar”, es decir, una vez en movimiento el cubo puede cambiar su trayectoria inicial si así se desea con un nuevo impulso (el juego se ralentiza un poco mientras se está colocando la nueva dirección). La dificultad está principalmente en que se imponen un máximo de lanzamientos y de rebotes, por lo que muchas veces hay que pensar una trayectoria única (y algunas veces de hecho sólo hay un disparo disponible).

La presentación de cada nivel está en 2.5D, elementos tridimensionales orientados en un ángulo propio de juegos en dos dimensiones. Sin embargo a veces el hecho de que la cámara haga que los elementos en el escenario tengan cierto volumen puede ser algo que engañe la percepción del jugador y se encuentre ante un problema que en teoría no debería existir.

En total hay doce mundos, compuestos por varias de estas fases y una “batalla” final contra un jefe. Este nivel especial no hay que verlo como una lucha al uso, sino como un desafío especial, como puede ser rebotar entre varios asteroides para romperlos mientras se esquivan unas bombas. Hay variedad y una notable curva de dificultad, aunque también entran en la ecuación factores como suerte y paciencia, que pueden no ser del agrado de todos.

En los niveles más largos o los duelos de jefe puede haber demasiados factores a tener en cuenta, algunos de los cuales van más allá de todos los cálculos que un jugador pude hacer. De ahí que el factor de suerte esté presente, así como el clásico ensayo-error que hará que haya que probar varias veces hasta dar con la tecla. Un juego para jugar en ratos cortos y que puede llegar a ofrecer más de una decena de horas de diversión y frustración.

El diseño gráfico del juego tiene pros y contras. Los elementos en 3D y la enorme cantidad de colores pueden hacernos un nulo favor a nuestra vista y capacidad de juego, pero en general el patrón escogido no está dejado al azar, con varias fases espaciales y otras con referencias a juegos clásicos de ayer y hoy. La banda sonora, de Elkskin, tiene su toque retro y de discoteca que acompaña perfectamente al juego, aunque puede ser algo cargante en ocasiones.

PING 1.5+ divierte y tiene ideas con un gran potencial, pero hay ciertos factores que le impiden brillar. Su dificultad disparatada en ciertas ocasiones (con la suerte presente) y su diseño visual pueden echar para atrás. Por otra parte, su sencillo manejo y la cantidad de niveles que ofrece son sus puntos fuertes. No es un título para todo el mundo, pero aquel que aprecie este tipo de juegos se encontrará una agradable sorpresa.

Nota Revogamers

Puzles y colores en esta especie de billar psicodélico.

5.5
Escrito por
Pikmin de nacimiento y strawhard de corazón, colecciono monedas DK por diversión.

Este debate contiene 0 respuestas, tiene 1 mensaje y lo actualizó  Javier Aranda hace 2 años, 1 mes.

Debes estar registrado para responder a este debate.

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.