Portada » Análisis » LIMBO

LIMBO

Tras su lanzamiento en 2010 en Xbox Live Arcade, LIMBO se ganó el respeto de la crítica y los jugadores, consiguiendo que Playdead, sus creadores, fueran considerados un estudio a tener en cuenta. Tanto es así que INSIDE, su segunda obra, se siguió con gran expectación y su próximo juego repetirá hype seguro. No solo eso, sino que sentó unas bases para un estilo artístico que se ha visto en muchísimos juegos, sobre todo del mundillo indie.

¿Estamos en el limbo?

Un niño se levanta completamente solo, en un entorno oscuro. Tan oscuro que todo lo que vemos son elementos negros (¿sombras?) sobre un fondo blanco. No hay más colores presentes, y con eso se consigue atraer la atención del jugador ante un mundo en el que las posibilidades de morir son altísimas. No tenemos ni idea de lo que pasa, pero disfrutamos pensando en el misterio y en todo lo que hay detrás, aunque ya el final pueda no satisfacernos.

Todo sigue un planteamiento lineal, de izquierda a derecha, con plataformas y puzles, utilizando un botón de salto y otro de acción. Nada más es necesario, y haremos de todo desde saltar por lianas hasta incluso enfrentarnos a algún jefe. Todo esta distribuido en pequeñas escenas que pueden ser rejugadas cuando más nos apetezca, de forma que podemos repetir nuestro fragmento favorito rápidamente, o podemos conseguir los coleccionables sin necesidad de hacerse todo el juego. Dichos coleccionables nos invitan a ir contra la lógica y más de una vez no avanzar, sino realizar cambios en el escenario no predecibles o incluso ir hacia la izquierda. Con ellos, desbloquearemos una zona extra.

LIMBO consigue sorprender y, pese a que repite mecánicas, te tiene en tensión e introduce ideas nuevas muy a menudo, incluso hay veces que un elemento solo aparece unos segundos en todo lo que dura el recorrido de la aventura, que dura unas cuatro horas más o menos (dependiendo de nuestra habilidad y de lo que exploremos). Hay mucho ensayo y error, sobre todo cuando aparece un nuevo añadido, pero los puntos de control son muy abundantes y el juego carga muy rápido tras cada muerte.

¿Pero qué ha pasado?

LIMBO es un juego que tiene al jugador todo el tiempo con una incógnita en su cabeza: ¿qué hay detrás de todo esto? Y es que deja pinceladas para provocar que la gente luego debata en internet o saque sus conclusiones, haciendo así que tras terminarlo no te olvides de él directamente. Sin embargo esto puede no gustar a todos, ya que ni se desarrolla una historia de forma completa ni es un juego que simplemente sea jugabilidad 100% y que ignore completamente algún tipo de narrativa, aunque sea visual (ya que no hay ni una sola línea de texto).

El control tiene alguna que otra peculiaridad en lo relativo a distancias que podemos saltar o velocidad al empujar, pero una vez conocidas, todo es disfrutar de lo ofrecido. Los puzles pueden suponer algún reto pero con algunos intentos todos los de la historia principal pueden sacarse sin llegar a caer en la desesperación, aunque como no hay ninguna explicación, a veces nos costará saber qué hay que hacer realmente para avanzar teniendo un tiempo de reacción no demasiado amplio.

Tiene un estilo que a día de hoy tenemos visto hasta la saciedad, pero fue uno de los títulos que lo puso de moda. Hay detalles en los distintos elementos para crear cierta definición, pero todo con mucho aire de misterio por saber qué es lo que realmente se esconde detrás de cada silueta. Además, es un recurso que permite que se cree expectación y un buen nivel de detalle utilizando pocos elementos. La música y los efectos de sonido son ambientales y completan la atmósfera, siendo a veces una ayuda muy interesante para entender patrones de ciertos tipos de puzle.

LIMBO se ha estrenado en una consola Nintendo y todos aquellos que lo están probando por primera vez comprobarán que sus elogios son merecidos. Sin embargo, llegando tantos años tarde es muy posible que toda aquella persona interesada en él lo haya jugado en otra plataforma. Por suerte, es uno de esos juegos que apetece rejugar de vez en cuando y, en portátil, es mucho más rápido.

Nota Revogamers

La búsqueda de un ser querido entre las sombras.

8
Escrito por
Pikmin de nacimiento y strawhard de corazón, colecciono monedas DK por diversión.

Este debate contiene 0 respuestas, tiene 1 mensaje y lo actualizó  Javier Aranda hace 4 meses, 3 semanas.

Debes estar registrado para responder a este debate.

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.