Entra en la Armazmorra como uno de los cuatro tiradores e intenta sobrevivir en uno de los grandes juegos de acción que desembarcan en Nintendo Switch

Este primer año para Nintendo Switch ha sido un año cargado de títulos grandes, de grandes compañías que han sacado sus juegos en la nueva y revolucionaria consola. Pero entre tanto gran título tenía que haber indies. El que hoy nos trae aquí es nada más y nada menos que Enter the Gungeon, un bullet hell que ya ha conquistado ha muchos jugadores que lo han podido disfrutar en otras plataformas. Es un juego que tenía que estar en Nintendo Switch por cómo se juega, es un juego adictivo a más no poder.

Se nota que Enter the Gungeon bebe directamente de uno de los grandes indies que han salido este año en la híbrida de NintendoThe Binding Of Isaac: Afterbirth +, que también analizamos aquí. Bebe de la fórmula de juego, pero poco tiene que ver el lore de la Armazmorra y todas las clases de armas que los chicos de Dodge Roll han creado para Enter the Gungeon.

Disparar y esquivar balas

Nuestro personaje, que elegiremos de entre una selección de cuatro, tiene que entrar en una mazmorra de varios pisos, a los que accederemos por medio de ascensores, y que estarán poblados por una gran variedad de armas y enemigos. A lo largo de cada uno de estos pisos estaremos disparando balas y, sobre todo, tratando de esquivar todas aquellas balas que vayan en nuestra dirección, que serán muchas. Sorprendentemente, toda la premisa que plantean las armas se pega, y eso es en gran parte gracias al laborioso trabajo de construcción del mundo y del lore por parte de la gente de Dodge Roll. Cada arma que disparamos, cada uno de los jefes que abatimos y los objetos que recolectamos tienen una historia que los acompaña.

A la cimentación de este mundo que se ha creado en Enter the Gungeon ayuda que ni el propio juego se tome en serio a sí mismo. Hay una rica mezcla de humor que lo recorre todo, desde los jefes y los nombres de los elementos hasta innumerables referencias de la cultura pop, pero siempre de forma descarada nada sutil. También se ve genial, con un suculento estilo de pixel art y una animación fluida.

Una jugabilidad a la altura

Todo esto sería en vano si la jugabilidad no estuviera a la altura. Afortunadamente, aquí es donde Enter the Gungeon luce sobre muchos juegos del género. Tenemos la sensación de que la acción no para, que segundo tras segundo chorreamos adrenalina, la sensación de acción es de las mejores que hemos encontrado en Nintendo Switch. Es un placer volver a jugar una y otra vez gracias a las fortalezas en el combate y la agilidad que desprende el juego.

Enter the Gungeon logra alcanzar el equilibrio ideal entre hacernos sentir los más poderosos y, a la vez, sentirnos pequeños y vulnerables. La pantalla generalmente está llena de balas de todas las formas, tamaños y patrones de movimiento, pero estos proyectiles brillantes siempre podremos evitarlos, o al menos intentarlo lo mejor que podamos.

Las balas enemigas normalmente se mueven muy lentamente, por lo que podremos esquivarlas o, al menos, cubrirnos con alguna cobertura. Los niveles aleatorios suelen arrojar muchas oportunidades de cobertura también, e incluso podemos voltear las mesas que hay a lo largo del nivel para crear las nuestras propias. Pero la clave del combate de Enter the Gungeon reside en las posibilidades de control que nos proporcionan. Si presionamos el botón ‘L’ y nuestro pistolero ejecuta un salto para esquivar o saltar a un sitio lejano, pero ofrece un breve momento de invulnerabilidad, lo que significa que podemos salir airosos de una muerte casi segura.

Armas, enemigos y sobrevivir

Por supuesto, un juego de esta índole no es nada sin sus armas de fuego, y aquí también sobresale Enter the Gungeon. Hay una enorme cantidad de pistolas, rifles, escopetas y otras muchas cosas que podremos desbloquear y descubrir en nuestras interminables partidas. Hemos invertido innumerables horas en este gran título y, en este sentido, sigue arrojando nuevas sorpresas.

Sin embargo, las probabilidades de sobrevivir están muy lejos de ser favorables para nosotros. La gran cantidad de enemigos que salen a nuestro paso, algunas duras batallas contra jefes de la Armazmorra y algunas situaciones que el juego genera en forma aleatoria pueden acabar con nosotros. Así pues, podemos asegurar que vamos a morir mucho, muchísimo. Una vez que morimos, además, es vuelta a empezar para nosotros.

Lo hemos dicho antes con The Binding of Isaac, pero Enter the Gungeon también se siente realmente como en casa en la consola híbrida de Nintendo. Ser capaz de jugar como un tirador en un juego bullet hell a dos sticks y gratificante sobre la marcha es un verdadero placer, sobre todo si lo tenemos en portátil que como más lo jugaremos seguro. Mientras tanto, si conectamos el juego a la Televisión y usamos el Mando Pro obtendremos un plus de precisión.

Conclusiones

Enter The Gungeon es un roguelike de dos sticks brillantemente táctico e infinitamente rejugable que podemos colocar junto con los mejores juegos independientes de Nintendo Switch que han salido este año. Con un combate satisfactorio, niveles aleatorios y un suministro interminable de armas originales, artículos y secretos, siempre es una alegría total jugar una y otra vez.

Y por si fuera poco, Enter the Gungeon en Nintendo Switch recibirá una actualización a principios de 2018 que proporcionará aún más armas, artículos y niveles. Este es realmente un juego que sigue dando, y los amantes de Nintendo Switch, y amantes de la acción, deberían probarlo.