Seguir
Portada » Análisis » Moonfall Ultimate

Moonfall Ultimate

Nintendo Switch podrá tener algunos problemas, pero nunca será uno de ellos la falta de variedad en el catálogo. Un género que estamos viendo mucho estos días, sobre todo por el reciente anuncio de Capcom, es el de los beat’em up o “yo contra el barrio” de toda la vida: avanzar de izquierda a derecha mientras derrotamos a tortazo limpio a todo lo que se nos ponga por delante. Moonfall Ultimate es uno de ellos, pero con un componente RPG para darle más trasfondo.

Bienvenido a MoonFall Ultimate

En un mundo con un trasfondo detallado (en un juego así no suele ser necesario, por lo que se agradece) sobre el control de un poder mágico y rebeliones contra países, nos situamos en la piel de un soldado que busca luchar por su bandera y evitar así que el poder de su tierra caiga en manos enemigas. Además del modo historia, nos espera también otro infinito que es gracioso pero se hace repetitivo a la larga.

Todo se desarrolla con una presentación jugable un poco plana. Si pensamos que estamos ante un beat’em up nos encontraremos antre un juego poco ágil, por lo que quizás tenemos que verlo como un RPG en 2D (como si Diablo no fuera tridimensional) con habilidades especiales que necesitan que pase un tiempo hasta que puedan volver a ser usadas – e incluso un árbol para subir nuestras diferentes destrezas.

Existe un área central desde la que podremos gestionar nuestas misiones, y fuera de ella nos espera la faena en escenarios ligeramente abiertos  en los que combatiremos contra nuestros enemigos sin movimientos de esquiva, pero con una gran cantidad de vida y maná que se va regenerando, facilitando así algo las cosas. Sin embargo, el juego es difícil, y ya al principio encontraremos enemigos que pueden matarnos si no empezamos bien la lucha (algo lenta por cierto).

Mejor mal acompañado que solo

El juego nos ofrece distintos tipos de personaje para superar la aventura, cada uno de ellos con sus puntos fuertes y otros débiles, aunque sea cual sea el personaje la aventura va a ser complicada. Sin embargo, pese a que suena interesante, realmente son los mismos típicos de siempre. Un detalle ineresante es que pese a que nos movemos por zonas muy pasilleras, se ofrecen distintos caminos secretos en ocasiones que nos obsequiarán con mejoras para nuestro equipo.

Si hemos estado hablando del título como RPG, ¿por qué lo definimos al inicio como beat’em up? La respuesta es fácil, y reside en la inclusión de un modo cooperativo, donde dos jugadores tienen esa sensación arcade de hace años que tanto nos gusta, y cambia considerablemente la forma de entender y jugar a este título, de forma mucho más provechosa que en solitario, gracias a disponer al mismo tiempo de dos personajes con perfiles distintos. Además, es la manera que hace que sea mucho más rejugable que si jugásemos sin compañía.

El estilo gráfico es propio de un cuento, muy bien llevado a la práctica. Las animaciones sin embargo son algo robóticas y acompañan, para mal, al ritmo lento de la partida. De los sonidos y la música por su parte poco se puede decir, ni para bien ni para mal.

Moonfall Ultimate nos trae rol con un estilo visual bonito y con un divertido multijguador, pero en un juego que es lento, robótico y que no divierte a todo el mundo. La propuesta no consigue terminar de destacar aunque tiene algunas ideas muy buenas.

Nota Revogamers

Acción 2D gótica cooperativa.

5
Escrito por
Pikmin de nacimiento y strawhard de corazón, colecciono monedas DK por diversión.

Este debate contiene 0 respuestas, tiene 1 mensaje y lo actualizó  Javier Aranda hace 2 meses, 4 semanas.

Debes estar registrado para responder a este debate.

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.