Seguir
Portada » Análisis » Análisis de RogueCube

Análisis de RogueCube

Se hace ya raro no ver una semana sin un estreno de un indie que llegue a consolas de la mano de Ratalaika Games. El estudio español ha traído una gran cantidad (y lo que le queda) de títulos a la híbrida de Nintendo, y uno de los últimos en aterrizar en ella ha sido RogueCube, un título de acción pixel para matar el tiempo cuando nos apetezca.

Dos sticks en RogueCube

La propuesta de este título es la de muchos otros de los últimos años, usar un stick para moverse y otro para apuntar. El objetivo es combatir en arenas creadas procedimentalmente contra otros cubos en varios niveles para conseguir vértices para salir victorioso. En general es algo corto, pero se hace rejugable si la propuesta nos atrapa.

Disponemos además de varios personajes seleccionables para jugar, y cada uno de ellos cuenta con características que lo hacen especial, como el daño que hace o la cantidad de munición que puede cargar. Además pueden usarse dos armas diferentes y cambiar entre ellas con un botón, algo necesario según el momento y la munición que tengamos.

Un FPS que no es en primera persona

El concepto general por tanto de este juego es muy similar al de los modos multijugador de los juegos de disparos en primera persona, en los que combatimos contra otros oponentes en arenas cerradas con un objetivo en mente. Por ello, pese a que hay «un modo historia» del que disfrutar en solitario, lo ideal es jugar con gente, puesto que es lo que hace que realmente cada partida sea única y tenga sentido el concepto del título a largo plazo.

A nivel artístico estamos ante una propuesta muy sencilla, pero efectiva. Sabe distinguir muy bien todos los elementos que hay en pantalla, aunauqe también es cierto que los escenarios, quizás por su propia concepción procedimental, se sienten muy iguales entre sí.

RogueCube es un título para partidas rápidas entre amigos, cuando se busca un filler con el que empezar o acabar la noche de vicio, o bien cuando solo se dispone de unos pocos minutos para jugar. En solitario ofrece una pequeña campaña, pero su verdadero valor está en el multijugador.

 

Resumen
Simple y directo, para jugar con amigos es una propuesta que entretiene.
6
Justo
Escrito por
Pikmin de nacimiento y strawhard de corazón, colecciono monedas DK por diversión.

¿Te ha gustado?

0 0
Comentarios

Para comentar tienes que estar logueado

Si no tienes una cuenta, puedes crearte una al instante para comentar.

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.