Seguir

A mis futuros siervos del caos:

Ser malvado no siempre es fácil… Pero ¡es mucho más divertido que ser bueno!

En estos tiempos no tan sombríos, me vendría bien contar con alguien de tu ingenio en mi bando.

En Darkestville, antes todo iba de maravilla: yo atormentaba a los habitantes y ellos sufrían. ¡Un acuerdo justo! Al menos yo no le veía ninguna pega…

Hasta que ese idiota, Dan Teapot, contrató a un grupo de cazadores de demonios profesionales para echarme. ¡A saber por qué la tiene tomada conmigo! Bueno, le quemé la casa un par de veces, pero ¡fue solo por las risas!

En fin…

¡Ayúdame a vencer a mis enemigos en esta aventura para que el mal vuelva a reinar en Darkestville!

Además, al comprar este juego estarás apoyando una noble causa: parte de tu dinero se destinará a esclavizar a la humanidad… ejem… a limpiar la contaminación del mar, crear un refugio para el último flamenco invisible del planeta y otras patrañas así.

Saludos malvados,

Cid

P. D.: ¿A que ya estás temblando de miedo? ¡Así me gusta! Porque este juego no es solo terroríficamente interesante, ¡sino también terroríficamente divertido!

No sería Cid si no añadiera unos cuantos rompecabezas ingeniosos para que esto no sea un paseo por el parque. Dicen que se tardan siete horas en pasarse este juego… ¡A ver si eres capaz! Seguro que sí. Con mi irresistible encanto y mi fabuloso gusto por la moda, ¡superarás cualquier desafío sobradamente!

P. P. D.: Mientras leías esto, alguien ha llamado al timbre del castillo y ha dejado una caja que pone «premio indie a la mejor narrativa». En fin, ¡otro reconocimiento por mi incomparable genialidad!

Novedades

Contraseña perdida

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.