Portada » Artículos » Opinión » ¿Debe Nintendo externalizar sus desarrollos?

¿Debe Nintendo externalizar sus desarrollos?

¿Es bueno derivar sus sagas a otros estudios?

¿Externalización de los desarrollos? Sí, por favor.

Tradicionalmente Nintendo ha sido una empresa muy hermética, con pocas colaboraciones (pero muy llamativas) con las terceras compañías. Recuerdo aquel fantástico Super Mario RPG con Squaresoft, por ejemplo, como uno de los mejores juegos del cerebro de la bestia o, por lo menos, uno de los más curiosos. No era lo habitual y siempre llamaba mucho la atención. A fin de cuentas, Nintendo siempre ha sido principalmente una desarrolladora solitaria y, ¿Qué sería de una desarrolladora sin desarrollos? Sin embargo, lo que antes eran excepciones parece que poco a poco se está convirtiendo en una norma y, tal vez por gusto o tal vez por obligación, Nintendo está cediendo sus nombres y apoyando a las terceras cada vez más para que desarrollen títulos en exclusiva para sus plataformas. 

Lo que es cierto es que esta externalización en el desarrollo tanto de sus propiedades intelectuales consagradas como de nuevos proyectos ya ha empezado a notarse en la última etapa de Wii/NDS y parece que con Wii U/N3DS va a ser práctica común. Hemos disfrutado de juegos de calidad excepcional como Metroid Other M, The Last Story o Pandora´s Tower en Wii, todos ellos creados por empresas externas a Nintendo. Sakurai y su estudio, por su parte, han contratado a Namco-Bandai para el desarrollo del próximo Smash Bros. Bayonetta 2, de Platinum Games, también está siendo secundado activamente por Nintendo. Y seguro que hay muchos más, algunos incluso desconocidos todavía.

 

Para mí todo esto son ventajas. Por un lado, entra aire fresco tanto en los juegos tradicionales de Nintendo como en las posibles nuevas propiedades intelectuales y, por otro, los estudios principales de la gran N pueden dedicarse a hacer menos juegos pero de mejor calidad. Así, aunque dudo que las sagas principales caigan en manos de terceras compañías (Super Mario y The Legend of Zelda), sí que veo probable que otras como F-Zero, Mario StrikersPunch-out o la misma Metroid externalicen su desarrollo, aunque siempre bajo la vigilancia de algún responsable de Nintendo.

Esto podría potenciar un escenario óptimo para traer al presente la mayor cantidad de sagas con la mayor calidad posible, amén de la creación de nuevas propiedades intelectuales tan particulares como ya lo han sido The Last Story o Pandora´s Tower. El salto a la alta definición no sería tampoco tan dramático para Nintendo como lo fue para otros estudios en el pasado ya que podrían aprender de las otras compañías e ir así adaptando todos sus equipos de forma más o menos escalonada, para poder producir siempre con la máxima calidad posible. Y, hablando de cosas escalonadas, un mayor flujo de títulos también implicaría la posibilidad de distribuirlos mejor a lo largo del año para evitar los sufridos periodos de sequía característicos de las antiguas plataformas de Nintendo.

Nintendo externalizar desarrollo

Mi conclusión es, por lo tanto, que la externalización de los desarrollos es una oportunidad de oro para que Nintendo crezca como empresa y como desarrolladora, aprenda las técnicas de la alta definición de otros estudios con más experiencia, distribuya mejor sus propios recursos y tenga capacidad para planificar un calendario de lanzamientos sin las fisuras del pasado. Siempre que estos proyectos estén supervisados por la propia compañía, si alguien me preguntara `¿Externalización en los desarrollos de Nintendo?´ no me temblaría el pulso a la hora de contestar`Sí, por favor´.

Opinión de Arturo Albero.