Portada » Noticias » Blog Zelda SWS » [Blog Zelda] Día 4: Inventario y viejos conocidos

[Blog Zelda] Día 4: Inventario y viejos conocidos

Os contamos cómo tendremos distribuido nuestro inventario y algunos usos nuevos para objetos clásicos.

gta v trailer video

A lo largo de veinticinco años Link ha hecho uso de un verdadero arsenal de armas y objetos mágicos que le han ayudado en sus diferentes aventuras. En The Legend of Zelda: Skyward Sword veremos una mezcla de objetos antiguos y alguna que otra novedad, pero eso no significa que los objetos de toda la vida no tengan alguna sorpresa en su uso.

Tenemos una primera categoría de objetos a los que llamaremos “consumibles”. Están en nuestra bolsa y corresponden a las pociones y a los escudos. Las pociones son de un solo uso y, como siempre, podremos rellenar la botella una y otra vez con otras pociones, agua fresca o las siempre socorridas hadas resucitadoras. También es el lugar donde colocaremos nuestros escudos (recodad que podremos llevar varios en el equipo). Esta mochila tiene la característica de tener sus propias mejoras, añadiendo espacios para almacenar más objetos. El menú es radial y accederemos al él manteniendo pulsado el botón “-“, usando el objeto pulsando el botón sólo una vez.

Luego, tenemos una serie de objetos pasivos o de uso contextual, como el instrumento de este Zelda (que comentaremos en una futura entrada), los tesoros finales de los numerosos templos o ciertos objetos que nos proporcionan facultades que dependen del entorno y con los que no es necesario tener asignado un botón. Estos objetos aparecen cuando pulsamos el botón “2”, donde también podremos comprobar los materiales que tenemos para el herrero y las pociones.

El tercer tipo de objeto es el de toda la vida. Están localizados en un menú radial y se asignan automáticamente al botón B, pudiendo desplegar el menú manteniendo pulsado dicho botón. Sólo podremos tener uno de estos objetos equipado de forma simultánea. A este apartado pertenecen las bombas, el arco, las zarpas… Cabe decir que, salvo el escudo, a esta categoría pertenecen todos los objetos que pueden ser mejorados en el bazar de Altárea. Eso sí, las mejoras se hacen a los objetos en sí (más daño, alcance o disparos de más de una munición de forma simultánea, con lo que tenemos un área afectada mucho mayor) mientras que para los objetos que requieran de munición o unidades disponibles (como las bombas) es posible ampliar nuestra reserva de efectivos, pero estas mejoras se consiguen en tiendas o completando con éxito minijuegos.

El objeto clásico que más ha variado su modo de uso son las bombas. Gracias al wiimote ahora podemos depositarlas en el suelo (posición neutral), arrojarlas (apuntando hacia arriba) o hacerlas rodar (posición hacia abajo). Una flecha nos indicará la trayectoria y dónde caerá la bomba en cuestión. La función de lanzarla rodando es genial y da lugar a numerosas situaciones nuevas, como colar bombas por resquicios, hacerlas caer colina abajo y jugar con los desniveles del terreno. Si además giramos el mando, la flecha se torcerá y podremos, además, dotar a la bomba de cierto efecto, fundamental para la resolución de ciertos puzles. Un guiño divertido a la saga es que la única forma que tendremos de reponer nuestras existencias es cogiendo flores bomba (de hecho, no son bombas fabricadas en sí lo que tenemos, sino la posibilidad de usar los peligrosos frutos de las plantas que salpican la geografía del mundo inferior) y almacenándolas en nuestra bolsa.

Blog Zelda Skyward Sword

También ha dado mucho que hablar la nueva forma que tendremos de disparar con el arco. Igual que en el minijuego del Wii Sports Resort, podemos cargar y tensar el arco imitando el movimiento con el nunchuk y dirigiendo el disparo con el wiimote. Sin embargo, es cierto que también se ha posibilitado que podamos disparar directamente con el botón A y dirigiendo el disparo con el puntero. En cualquier caso, cuanto más tiempo aguantemos con el arco tensado llenaremos una barra que indicará lo fuerte que irá el disparo y lo lejos que llegaremos. Esto es importante ya que los momentos en los que nos rodearán múltiples enemigos abundan y si estamos mucho tiempo preparando el disparo nos convertimos en blanco fácil.

Escojamos la forma que escojamos para disparar, lo cierto es que se ha eliminado la vista en tercera persona. No hay posibilidad de apuntar automáticamente a un blanco y acertarle, sino que dependemos total y absolutamente de nuestra precisión en primera persona (aunque es cierto que no es que los enemigos hagan mucho por esquivar nuestros ataques ni por buscar cobertura). Para no quedarnos indefensos tendremos la posibilidad de movernos mientras estamos en esta vista, por lo que nosotros sí que podremos establecer nuestras estrategias de cobertura y disparo rápido. El tirachinas y la garra funcionan de manera idéntica, salvo que no tienen el control por movimiento, sólo el de apuntado con puntero.

Hay más objetos, pero hablaremos de ellos en futura entradas, ya que algunos son sorpresas que puede que queráis descubrir vosotros mismos. Lo sí que puedo adelantar sin temor a destriparos nada es que no hay objetos superfluos o “de una sola mazmorra”, como podríamos encontrar en otros Zeldas. Todos los objetos son útiles desde el momento de encontrarlos hasta el final del juego, y por supuesto no hablemos de revisitar los sitios para descubrir nuevos tesoros.

Trailer de Robin y Zelda Williams en el que se ve el uso del arco

Accede al blog Zelda Skyward Sword Más Noticias de : Blog Zelda SWS
>