Portada » Noticias » Cifras » 85 millones de euros de beneficio sólido para Nintendo

85 millones de euros de beneficio sólido para Nintendo

Se asienta en los números verdes sin necesidad de factores externos.

Nintendo continúa con su lenta recuperación como demuestran los resultados del primer semestre fiscal 2016, que empezó el 1 de abril de 2015. Volvió a tener todos los parámetros en verde gracias a unas ventas un poco más fuertes que el año anterior, tanto en consolas como en juegos

La facturación subió un 19,1% hasta los 204.182 millones de yenes (1.535 millones de euros), por encima de la previsión de los analistas. Aunque también creció el gasto de explotación, fue suficiente como para cerrar el semestre con un beneficio operativo de 8.977 millones de yenes (67,5 millones de euros) frente a las pérdidas en esta partida de los periodos anteriores. Es decir, el negocio de Nintendo ya funciona de nuevo por sí solo. Esta vez no ha habido grandes ayudas del tipo de cambio y otros factores externos al resultado final, por lo que el semestre acabó con un beneficio neto de 11.400 millones de yenes (85,7 millones de euros). Precismaente por esa ausencia de otros conceptos, es inferior al del año fiscal 2015, pero más sólido. 

Gracias a esta mejora, Nintendo ha anunciado que vuelve a haber reparto de dividendos entre accionistas, no como el año pasado: 30 yenes por acción. 

Echando un vistazo a su balance se puede apreciar que ha habido una reducción de sus ahorros más líquidos. La compañía ha sacado 15.890 millones de yenes (119,5 millones de euros) de sus arcas, sumados a otros 20.000 millones (150 millones de euros) de reducción de la cartera de en valores, que sin embargo se han visto compensados por un fuerte crecimiento de la valorización de su inventario. ¿Será cierto que ya han fabricado todas las Wii U que quieren vender y las han almacenado?

Encajaría con una parte de su pasivo. La deuda a proveedores se ha disparado desde los 58.464 millones de yenes hasta los 95.681 millones de yenes (719,5 millones de euros). Sin embargo, esa parte del balance no se ha disparado gracias a la liquidación casi total de los impuestos adeudados, un tema del que os hablamos hace poco más de un año como clave en su estrategia de maquillaje financiero. 

Después de todos estos movimientos y con las navidades y el estreno en el mercado móvil por delante, Nintendo mantiene sus previsiones para el cierre del ejercicio fiscal. A 31 de marzo de 2016 la compañía espera estar en los 50.000 millones de yenes de beneficio de explotación (376 millones de euros), la mitad de lo que Satoru Iwata llamaba "beneficios tipo Nintendo". Todo acompañado de un pequeño crecimiento en las ventas, en torno al 3% respecto al ejercicio anterior. Pero la falta de factores externos harán que el resultado final sea un poco peor, de 35.000 millones de yenes limpios (263,2 millones de euros). 

Fuente Más Noticias de : Cifras
>