Portada » Avances » Xenoblade Chronicles

Xenoblade Chronicles

Por fin jugamos al RPG más esperado para Wii en occidente

Xenoblade Chronicles - Avances

Las posibilidades de personalizar la partida son enormes. Podemos toquetear muchos de los elementos que queremos que se nos muestren en la pantalla, aparte de modificar los mensajes de ayuda, la velocidad de los textos, los controles y, lo más satisfactorio, elegir el idioma en el que queremos oír los diálogos: inglés y, ¡albricias!, japonés.

El control sobre la cámara será total, pudiendo rotarla, hacer picados hasta conseguir una vista casi cenital e incluso alejarla y aproximarla al personaje que estemos manejando. Tanto si nos gusta una perspectiva más cercana a la aventura como si nos gusta deleitarnos con los paisajes y la panorámica del entorno, Xenoblade Chronicles se adapta a tu estilo de juego.

El sistema de combate es sencillo, pero promete estar lleno de matices e irse complicando a medida que avancemos en la historia. Sólo pudimos enfrentarnos a enemigos pasivos, con los que trababas combate únicamente después de que le agredamos, pero nos sirvió para comprobar que el sistema de combate es táctico y lleno de opciones.

Impresiones Xenoblade

El ataque normal es automático y bastará con que estemos a la distancia de nuestro rango de ataque. Sin embargo, esto cambia con las habilidades especiales. Éstas se sitúan en la parte inferior de la pantalla. Mientras la habilidad está disponible la veremos con un color más brillante pero, después de usarla, quedará inservible y con color apagado. La imagen se irá rellenando poco a poco hasta poder volver a usarla. Cada habilidad puede tener asociado infligir daño adicional, ser especialmente efectiva ante una situación o provocar estados alterados. Así, habrá que saber cuándo y en qué orden usar dichas habilidades, teniendo en cuenta sus efectos y sus ritmos de reutilización. En ningún momento perdemos nuestra capacidad de movernos y, de hecho esta será crucial para huir de combates o ponernos a la espalda de un adversario.

Por supuesto, al acabar cada combate recibiremos experiencia y objetos que nos permitirán fortalecernos y ganar más habilidades. Otra forma de conseguir recompensas es terminar misiones y descubrir nuevos lugares, por lo que el premio por explorar es más directo que en otros juegos de rol japoneses.

Impresiones Xenoblade