Portada » Avances » Sonic y los Anillos Secretos

Sonic y los Anillos Secretos

Es interesante pensar que hace solo cinco años habría sido inimaginable ver un juego de Sonic en una consola de Nintendo, lo que hoy en día es ya algo habitual. Sonic pasó por GameCube ofreciéndonos reediciones de viejas glorias y aventuras multiplataforma de calidad ciertamente discreta. Ahora por primera vez, SEGA obsequia a los poseedores de Wii con el primer juego de Sonic exclusivo para una consola de sobremesa de Nintendo.

Sonic y los Anillos Secretos - Avances

El argumento de esta nueva entrega gira alrededor del libro Las Mil y Una Noches, y por ello muchos de los escenarios que habrá que visitar durante el juego están inspirados en las fantasías de esta obra. La historia comienza con Sonic leyendo el libro, cuando, de repente, es visitado por el Genio, su personaje principal, quién le otorga a Sonic el poder de viajar por las páginas de dicho libro. Su misión será recuperar las hojas perdidas y restaurar el orden de la obra tras el caos desatado...
Y es muy probable que Robotnik haya tenido algo que ver en el asunto. De cualquier manera, Sonic tendrá que enfrentarse a este problema en solitario, por primera vez en muchos años, y es que será el único personaje jugable.



Sonic y los Anillos Secretos es un juego muy distinto a la serie Adventure que nació en DreamCast, y supone una vuelta a los orígenes de la saga. Por primera vez nos encontramos ante un juego en tres dimensiones que no sacrifica en absoluto el frenetismo y la velocidad que caracterizan a la saga del erizo. Para este juego, el Sonic Team parece haber querido dejar atrás el toque aventurero e investigador de los Adventure para centrarse de nuevo en lo que define y da carácter a los Sonic, la velocidad. Y es que en este Sonic todo sucede muy rápido. Nada más empezar la partida, el jugador debe seguir a velocidad de vértigo un camino trazado, recogiendo anillos y unas bolas de energía que permiten a Sonic llenar una barra de incontrolable turbo. Los diseños de los niveles han sido ideados pensando en la rejugabilidad, con desviaciones que permitirán al jugador seguir una nueva ruta cada vez.
El juego consta de unas 60 fases cortas, ordenadas por escenarios, cada uno de estos con su respectivo jefe final. Junto a la rejugabilidad de los escenarios, el equipo ha introducido una característica destinada a los hardcore gamers: Sonic será modificable. Podrá adquirir poderes especiales que permitirán explorar esas zonas de cada escenario no necesarias para completar el juego. Son, por ejemplo, una catapulta que permitirá ejecutar unos saltos de órdago o un movimiento de ralentización del tiempo para completar tareas especiales. De este modo, se consigue alargar la vida del título por más tiempo.
 


Hasta el momento, se han podido ver y jugar dos de los niveles de este juego:
El primero nos lleva a un paisaje desértico, con ruinas de aspecto arábigo. Deberemos correr entre ellas eludiendo trampas, saltando plataformas y derrotando enemigos. Ya en el E3 de 2006 mostró unos gráficos sensacionales, sólidos y nítidos, corriendo con total estabilidad y mostrando unos efectos de luces asombrosos, demostrando de lo que Wii es capaz de ofrecer visualmente. El segundo no se quedó atrás, mostrándonos una fantásticamente recreada jungla poblada por enormes dinosaurios entre los que nos moveremos y por los que seremos perseguidos en algún que otro momento.

Mención especial merecen los efectos acuáticos, el agua mostraba unos reflejos fantásticos en ambos niveles, tanto en el oasis del nivel arábigo como en los lagos y el río del nivel selvático.