Portada » Avances » Impresiones Multijugador Kid Icarus Uprising

Kid Icarus Uprising

¿Esto es Kid Icarus o un Smash. Bros. 3D?

Impresiones Multijugador Kid Icarus Uprising - Avances

Parece sencillo… sobre el papel. Nada más arrancar el campo de batalla se transforma en la Tercera Guerra Mundial. Rayos de colorines, bolitas, flechas, remolinos, destellos, golpes, bolas de hierro gigantes y un sinfín de ataques comienzan a volar a diestro y siniestro.

Recordad que hay dos tipos de ataques, el débil, dejando el gatillo pulsado, y el fuerte, aguantando unos instantes a que se cargue. Pues asemejadlo a los golpes de un Smash Bros. y tendréis media partida ganada. Cuanto te atiza uno de los fuertes tu personaje vuela por los aires como si fuera un ataque ‘smash’. Y en efecto, también puedes caer al vacío o a algunas trampas de los escenarios y perder toda la vida.

Como siempre hay personajes con armas cortas como las mazas o las garras, de repente te verás en una melee descontrolada dando y recibiendo sin parar. Además, como es en tres dimensiones, no dejarás de ver los avisadores en pantalla de “peligro” por todos los flancos.

Kid Icarus Avance

Está comprobado que salir ileso de una pelea multijugador de Kid Icarus: Uprising es una utopía, así que lo mejor es ser el que más pega y acumular puntuación. No gana el que más mata, sino el que más pega, aunque por supuesto que las muertes dan más puntos.

Esconderse prácticamente no sirve de nada, porque como es por equipos siempre alguien podrá encontrarte. Y los escenarios tampoco ayudan. Hay algunos niveles formados por pequeñas estancias, como ratoneras, y otros abiertos. Siempre con desniveles de altura a los que se accede a través de plataformas que te elevan por los aires como si de un muelle se tratase. Para tener más posibilidades de éxito en uno o en otro desde luego que la clave está en la selección de arma. Pero ¡ah!, si es aleatorio quizá estés condenado desde el inicio.

De todos modos, como noveles jugamos a lo loco, pero siempre daba la sensación de que un equipo bien coordinado puede conseguir mucho más.

¿No hay personajes para elegir? No, pero hay armas

Una de las peculiaridades de este juego es que no puedes escoger personaje. Siempre vas a ser un soldado durante la partida, a excepción de ese momento comentado en el que te transformas en Pit o en Pit Oscuro.

Pero que esto no haga pensar en combates igualados porque en Kid Icarus: Uprising lo marca la diferencia es el equipamiento. Dependiendo del arma elegida el personaje se moverá y actuará de una forma u otra, es decir, será más rápido o más lento, tendrá disparos de mayor o menor alcance, etc. Y después está la configuración de las habilidades, que es casi tan importante.

Kid Icarus Avance

Por ejemplo, en las partidas de prueba conseguí quedar siempre primero o segundo utilizando una especie de arma taladradora gigante, con un buen ataque cargado a media distancia, sin embargo, siempre quedaba de los últimos cuando la cambié por una espada samurai que, teóricamente, era más poderosa. Sin embargo, no supe adaptarme a su jugabilidad.

Queda por probar el juego online, comprobar que todo fluye igual de bien, pero la esencia es la misma y los modos de juego también. Está comprobado que hay diversión para horas y locura, y que hará las delicias de los fans de Smash Bros. Y quien piense que eso le quita seriedad que no se confunda, porque es precisamente la dificultad que tiene controlar bien el juego de peleas lo que ha llegado aquí transformado en un juego acción. Kid Icarus: Uprising sigue engordando mientras llega el 23 de marzo.

¿Qué te parece el multijugador de Kid Icarus Uprising? ¿Te apuntarás a nuestros CORe?