Portada » Artículos » Artículo » Monster Hunter 3 - Guía de lucha 1

Monster Hunter 3 - Guía de lucha 1

Introducción y nociones básicas para comenzar una vida de hunter.



1.3 ELECCIÓN DE LA ARMADURA ADECUADA         

La armadura proporciona defensa normal y defensa elemental. Para los maestros de la espada lo más importante es la defensa normal, ya que la mayoría de los golpes que recibirán serán de cerca. Los coletazos, mordiscos y demás suelen tener daño normal. Para los artilleros es más necesaria la defensa elemental, ya que la mayoría de las veces recibirán daño elemental proveniente de bolas de fuego, rayos y otros tipos de ataque a distancia. Aunque en solitario es posible recibir bastante daño normal al solamente haber un cazador en el que recae la atención del monstruo.

Dependiendo de los ataques del monstruo la armadura a elegir variará. Si suele hacer mas ataques elementales que normales habrá que escoger una armadura que tenga una buena defensa elemental, y viceversa cuando tiene más ataques de daño normal.

También es importante conocer el daño elemental de cada monstruo para poder elegir la armadura más adecuada. Si se trata del mismo elemento del monstruo la armadura será mucho más efectiva.

Una equipación completa proporcionará, además, varias ventajas y una desventaja. También es posible combinar partes de diferentes armaduras para conseguir las ventajas que necesites. Las ventajas suelen tener varios niveles, cuanto mas alto sea el nivel mayor será la ventaja. Y lo mismo pasa para las desventajas. Muchas armaduras (y armas) tendrán huecos para poner gemas que ayudarán a conseguir o subir de nivel una ventaja, así como para quitar una desventaja.

Hay muchas ventajas y desventajas, busca las ventajas que más se adecúe a tus necesidades e intenta quitar las desventajas.




1.4 CONSEJOS BÁSICOS PARA LA BATALLA

Ahora que ya tienes tu arma, armadura, objetos y habilidades, es hora de pasar a la acción. Pero antes, aquí tienes unos consejos:

  • Observa a tu enemigo. Apréndete los ataques y los sutiles movimientos que revelan el ataque que va a hacer.
  • Esquiva y cúbrete siempre que puedas. No vayas a lo loco, atacando sin parar.
  • Cuando el monstruo haga un ataque y lo hayas esquivado, será el momento de atacar (si el monstruo no se recupera muy rápido).
  • Dependiendo de los ataques que el monstruo encadene y su estado (enfadado, cansado...) tendrás más o menos tiempo para atacar. Si no tienes mucho tiempo es mejor hacer un solo un ataque y esquivar. Si tienes más tiempo, intenta hacerle un combo. Si está en una trampa, lo has tirado al suelo, está cegado o atontado es hora de atacar con todos los combos que puedas.
  • Utiliza las trampas y las bombas para quitarle mucha vida. En total únicamente se pueden llevar cuatro trampas (dos hechas, una de cada tipo, y materiales para crear dos más), así que aprovéchalas bien.
  • Utiliza las bombas de luz y sónicas para dejarlos medio incapacitados. Si están furiosos no las utilices, ya que el efecto durará menos.
  • Cuando los monstruos se enfadan, es mejor esquivarlos o incluso huir de la zona y esperar a que se tranquilicen. Cuando están enfadados se vuelven más rápidos y hacen más daño.
  • Cambia de zonas para descansar, recuperarte y afilar las armas.
  • Si te quedas sin pociones o estás cerca de la zona principal, puedes volver al campamento y acostarte en la cama para recuperar toda la vida. Esto lo puedes hacer todas las veces que quieras.
  • Utiliza los elementos del terreno. Si el monstruo utiliza cargas, escóndete detrás de grandes formaciones. Si hay algún sitio donde los monstruos se puedan quedar atrapados utilízalos. Escóndete en las esquinas o cambia de zona para utilizar objetos.
  • Si ves que no consigues acabar con el monstruo en el tiempo que te dan, es que algo haces mal. Puede ser porque tu arma no sea la adecuada, porque no utilices bien los combos, porque no utilices las trampas y las bombas, por que no lleves la armadura adecuada o porque recibes más daño del necesario y esto hace que tengas menos tiempo para atacar. Si estás en la partida, sal de la zona un momento y piensa qué puede ser. Si estás fuera, mira otras armas que puedan ser más adecuadas para el monstruo e intenta conseguirlas. Practica más con el monstruo para aprenderte sus ataques y que no te quite tanta vida (así no te paras para tomarte pociones y puedes atacar más)
  • El juego puede resultar frustrante, pero tranquilo, no es imposible ni mucho menos. Solo hay que tener las cosas necesarias y practicar.

 

~fin parte 1~

 

  Por Daniel Atienza y Pedro Silva.
2010 - Revogamers.net - comunidadmonsterhunter.net