Portada » Artículos » Artículo » Aplausos, silencios y sorpresas. Otra mirada a la conferencia de Nintendo

Aplausos, silencios y sorpresas. Otra mirada a la conferencia de Nintendo

Así fueron las reacciones del Nokia Theatre.

Con Golden Sun para Nintendo DS se entraba en una nueva fase de la conferencia, la dedicada a los que llevan años viéndola. El juego de Camelot inició la fase de gritos. Desde ahí en adelante, todo iba a ir a más, aunque allí sentados ninguno lo sabíamos. Haciendo juego de palabras y cambiando la iluminación a rojo y amarillo se pasó a Goldeneye. No importaba que el tráiler se hubiera filtrado un día antes, porque el clamor empezó a abarrotar el auditorio. La sonrisa de Reggie lo decía todo; estaba saliendo justo como lo habían planeado, este iba a ser su gran día. "Recordáis aquellas noches jugando al multijugador", dijo para acercarse aún más a esos que, este año sí, eran los suyos.

design  Avon

donkey kong e3 2010 wii revogamers

Era el momento de dar la bienvenida a uno de los más esperados. Los focos se tornaron morados para que Warren Spector y Mickey Mouse subiesen al escenario. Los aplausos de cortesía significaban que nadie estaba impresionado, a pesar de que realmente el juego lucía mucho mejor de lo que se esperaba por el vídeo que Disney publicó hace medio año. Pero Spector, que ya es un zorro, sabía lo que tenía que llevarse a la conferencia de Nintendo. Mickey se acercó a una puerta, la abrió y todo cambió de forma y color. El mundo de Venturland está formado por plataformas en 2D en blanco y negro que arrancaron un aplauso cansado pero merecido del Nokia Theatre.

"Gracias señor Spector, vamos a lo importante", tuvo que pensar el presentador de ‘la gala'. Las luces rosas y el retorno de un personaje histórico no dieron lugar a dudas. Cada asistente le confirmaba al de al lado lo que iba a venir, pero daba igual, éste también lo sabía ya. Un murmullo nerviosos por verle, por Kirby. Las primeras imágenes en la pantalla fueron muy bien recibidas, de eso no hay lugar a dudas, pero lo mejor pasó justo después. Se apagaron las luces y se lanzó el tráiler. La sala se trasladó a la Antártica por momento y las mandíbulas se desencajaron mientras la bola rosa hacía de las suyas. ¡¿Pero qué ...?! La gente volvía a comentar con su par sin perder ni un detalle del vídeo. Acabó. Un poco de aliento. Y un fortísimo aplauso y vítores porque Nintendo lo había vuelto a hacer, había vuelto a saltarse las reglas para dar rienda suelta a la creatividad y para conducir a esa panda de treintañeros y cuarentones a los primeros videojuegos, cuando absolutamente todo estaba permitido y tenía derecho a existir.

kirby's epic yarn e3 2010 wii revogamers

Retomó la batuta de la noche, cortó por lo sano al público y trajo de vuelta a dos de las estrellas que estaban de paso, Dragon Queso IX y Metroid Other M. Samus no causó el mismo impacto del año pasado. Tras doce meses de expectación, la gente quiere tenerla en sus manos y dejar de mirarla, es comprensible. Eran las 9:50 de la mañana y ya había un arsenal de juegos sobre la mesa de Nintendo. Y sabíamos que quedaba la 3DS. ¿Podría ser cierto que hubiera algo más como decían los rumores? Sí, lo nuevo de Retro Studios. Donkey Kong Country Returns se llevó la ovación más grande la noche, con fuertes vítores y gritos de un público que había tardado en entrar en calor, pero al final lo había conseguido. Al principio, pero sobre todo al final de su presentación, se vivieron momentos de felicidad, evocados por la nostalgia a ese juego que quizá fue uno de los primeros en ser un auténtico grande.