Portada » Análisis » Rabbids Rumble

Rabbids Rumble

Un mix de géneros para divertir a un jugador con minijuegos.

Rabbids Rumble - Análisis

Un trabajo descompensado

Cada mundo de Rabbids Rumble tiene una temática sobre la que inspirarse en los decorados, que además sirve para convocar a un tipo de rabbid determinado. Además, los escenarios no son completamente cerrados, así que se puede dejar alguna casilla de lado y escoger otra distinta en un momento determinado.

La colección de rabbids está basada en tópicos llevados al absurdo por exceso. Sus ropas, sus movimientos y sus animaciones están diseñadas y creadas con bastante mimo, mucho más que el resto del juego. Tal y como están ya servirían para exportarles directamente a un RPG más complejo en el que se saque partido de todo este trabajo de inventiva. Sin embargo, los tableros son muy sencillos y los escenarios de las pruebas demasiado estáticos, están a un nivel inferior.

Otro aspecto que puede acabar chirriando es el sonoro. Los ´buuuuaaahhh´ son los mismos lleve el rabbid de turno el traje que lleve, por lo que los combates se acaban convirtiendo en una maratón de gritos idénticos que no cesa.

Los multijugadores”

Por desgracia, para este análisis no hemos podido probar el multijugador del título, que es tanto online como offline. Rabbids Rumble ofrece la posibilidad de luchar con tu equipo de conejos, ahora sí, al más puro estilo competitivo de Pokémon. Dado el sistema tan básico de ataques y defensas y la limitación a tres personajes por equipo, restaría comprobar si se estira lo suficiente como para que cada partida sea diferente y anime a entrar una y otra vez en la red en busca de enemigos variados contra los que probar varias tácticas.

Aparte del multijugador activo, Headstrong Games también ha planteado el juego para que tenga una vida larga a través de SpotPass y StreetPass. A parte de los 100 conejos iniciales, Ubi ha prometido ir lanzando un personaje por semana totalmente gratuito para quien tenga las descargas automáticas habilitadas. A StreetPass le ha sacado un poco más de jugo e invita a sacar la Nintendo 3DS de casa. Cada vez que dos usuarios se cruzan intercambian una ficha con sus estadísticas, pero sobre todo, desbloquean más personajes y objetos.

Análisis Rabbids Rumble de Nintendo 3DS

Rabbids Rumble no es un mal juego, al contrario, HG ha conseguido ofrecer a un solo jugador un modo de juego pensado para el multijugador sin que eche en falta la compañía. Es muy meritorio haber encontrado ese equilibrio entre el tablero, las pruebas y los equipos personificados. Sin embargo, los minijuegos son muy genéricos, revisiones con otro decorado que lo que nos han enseñado ya tantas veces, y las batallas, donde realmente podría imponerse, son bastante sencillas. El multijugador y las opciones pueden servir para alagar su vida y sacarlo temporalmente.

Con estos valores, se nota que Rabbids Rumble es un juego pensado y acertado para los más pequeños de la casa, que lo van a disfrutar mientras aprenden a entender los videojuegos y además se desmarca de los RPG por turnos, contra los que no compite en profundidad ni en ritmo de juego.

::Haz tu propio análisis del juego en el foro::