Portada » Análisis » Picross e2

Picross e2

Un nuevo paquete de 150 puzles y un modo original: Micross.

Picross e2 - Análisis

Hablar de Picross e2 es hablar de uno de los puzles más adictivos que se pueden encontrar en los catálogos portátiles de Nintendo. Para quien aún no los conozca, consiste en pintar los cuadros de una rejilla según unos números correspondientes a cada fila y cada columna, que indican la cantidad de secuencias negras que hay en la misma así como la longitud de las mismas.

Con esta información, el jugador debe averiguar qué cuadros serán negros y cuáles no hasta completar un dibujo final. Desde luego este aprendizaje es más asequible con el tutorial que suele incorporar cada juego de esta serie (esta entrega no iba a ser menos), por lo que si te gustan los pasatiempos donde no priman la habilidad ni el bagaje cultural, sino la pura lógica deberías plantearte seriamente dar una oportunidad a Picross e2. Es fácil aprender la mecánica y sus puzles enganchan, demasiado.

Picross e2

Pero si ya te has pateado los Picross anteriores, querrás ir a lo que te interesa ¿Cuántos puzles hay? ¿Qué tal su complejidad? ¿Tenemos algún tipo de desafío? Picross e2 incorpora 150 nuevos puzles repartidos entre los ya clásicos modos normal y libre. Es una cantidad respetable para los 5€ que cuesta el juego. Como pega, el conjunto no está a la altura de lo visto en Picross DS, ya que por un lado todos los puzles están disponibles de entrada y el tamaño máximo es de 15x15, algo escaso para lo que esperan los jugadores más avanzados. Cierto es que los últimos puzles llegan a aparentes puntos muertos donde el jugador tendrá que hacer una exhaustiva minería de datos hasta averiguar cómo continuar (nada evidente a primera vista en estos casos); pero ninguno dará lugar a verdaderos atascos que obliguen a aparcarlo temporalmente.

En cuanto a opciones, el juego permite desactivar varias ayudas como indicar qué filas han sido completadas apagando el número de turno; pero esto no afecta a la posibilidad de jugar en modo normal o en modo libre (recordemos que el primero te corrige automáticamente las casillas pintadas erróneamente y te da una penalización de dos segundos). Aunque es algo común en toda la saga, molesta por una carencia de esta edición: el zoom.

Picross e2

En Picross e2 no es posible hacer zoom sobre la rejilla por lo que los cuadros de un tablero de 15x15 son algo pequeños. Aparte de lo incómodo que pueda resultar tratar de no desviarse al dibujar con tan poco margen de error, es especialmente frustrante en partidas en modo normal ya que es fácil salirse de los límites que tienes en mente y llevarte la penalización de turno cuando no querías pintar ese cuadro.

Como novedad, Picross e2 trae el nuevo modo Micross. En él, debes resolver un panel inicial de 8x8 en el que cada casilla pintada representará un puzle de 10x10 a realizar. En conjunto, nos queda un macropanel de 80x80 que representa un cuadro famoso. Es un llamativo aliciente para resolver puzles; pero sólo son 5 en total, por lo que se queda algo corto (por no plantear la posibilidad de que los cuadros fueran de 15x15 para aumentar la complejidad). Por el contrario, no existen desafíos diarios ni puzles descargables, lo que resta vida útil al juego con respecto a la versión para DS.

¿Qué opinas de Picross e2?