Portada » Análisis » Mega man Legacy Collection (3DS)

Mega Man Legacy Collection

Regresa al pasado sólo para disfrutar como nunca antes.

Mega man Legacy Collection (3DS) - AnŠlisis

Son muchos los jugadores que echan de menos el regreso de uno de los personajes más importantes del mundo de los videojuegos, Megaman (Rockman si tienes los ojos rasgados y hablas japonés). Llevamos años sin tener un nuevo juego y Capcom, padres y dueños de la franquicia, parecen no tener la intención de traerlo de vuelta. Pero eso no quiere decir que se hayan olvidado del gran Megaman y por eso nos traen de vuelta a la leyenda, sus primeros pasos en forma de recopilatorio. Continúa leyendo para saber que te ofrece este Megaman Legacy Collection.

Regresa al pasado

MegaMan es un robot doméstico creado con la intención de servir de ayuda para las tareas del hogar. Un mal día, el Dr. Wily modifica una serie de robots para que en vez de colaborar con los humanos se dediquen a destruirlo todo a su paso, convirtiéndose así en máquinas que atemorizan la población mundial. Megaman, guiado por su sentido del deber y la justicia, decide transformarse en un robot de combate y poner fin a los malhechores. Así, con este alma de héroe, el robot ya ha protagonizado más de una treintena de juegos a lo largo de sus casi 30 años. Megaman Legacy Collection nos ofrece jugar a los  primeros juegos del personaje, desde Megaman 1 al 6, para que en pleno 2016 todos los jugadores puedan conocer los inicios de esta leyenda, o viajar al pasado para revivir la experiencia.

Nos encontramos ante títulos tanto de acción como de plataformas, en donde tendremos que avanzar por escenarios con un diseño espléndido, y es que el punto fuerte de estos juegos, aparte de su jugabilidad frenética y retante, siempre han sido sus diseños, en donde tenemos que saltar entre plataformas mientras esquivamos y disparamos proyectiles a los enemigos que se nos aparecen, hasta llegar al final del nivel donde nos espera el jefe de fase, uno de los robots que destrozan todo a su paso. La estructura de los juegos se repite en cada uno de los títulos, pero recomendamos jugar cronológicamente (sí, podemos elegir a que juego jugar en cualquier momento sin que se nos imponga ningún orden) a los juegos para poder apreciar la evolución y el refinamiento de la saga.

Así, Megaman Legacy Collection nos ofrece disfrutar de los primeros clásicos del personaje, de manera idéntica, sin modificaciones ni añadidos, por lo que la experiencia que sentimos al cargar el juego en nuestra consola es la misma que pudieron, o pudimos, disfrutar hace ya 26 años. Tal es el caso que hasta se han mantenido los distintos ¨glitchs¨ que aparecían en los juegos, así como las ralentizaciones ocasionales a la aparición de numerosos enemigos en pantalla. Además, la imagen de la partida no se ha optimizado al tamaño de las pantallas, por lo que jugaremos sobre un recuadro quedando dos grandes bandas anchas a los lados. ¿Se trata de un caso de vagancia extrema o de un respeto legítimo hacia este importante personaje? Eso lo dejamos a juicio del jugador. 

No se trata solo de una reunión de grandes clásicos. Los juegos se mantienen intactos, pero eso no quiere decir que este recopilatorio no añada novedades. Podemos guardar y cargar la partida en cualquier momento ya que contamos con un archivo para cada uno de los seis juegos, por lo que al sobrescribir los datos no vamos a solapar el guardado entre un juego y otro. Así, se quedan obsoletos los tradicionales sistemas de carga de pantalla a través de ¨passwords¨ de los que hacían gala los juegos originales (aunque pueden seguir usándose) para comodidad del jugador. También nos permite cambiar entre las versiones de Megaman y Rockman (la versión japonesa) en cualquier momento, aunque las diferencias son anecdóticas porque no van más allá del propio título del juego y las letras de algunas de las pocas escenas que dispone. 

Además, nos permite cambiar los fondos negros de los que ya se disponen de manera inicial por una imagen perteneciente a un ¨artwork¨, la cual siempre será la misma en cada uno de los juegos, pudiendo además poner un efecto 3D o de profundidad entre este fondo y partida, que maquillan la aparición de las franjas negras pero que no nos ha parecido conveniente porque puede tender a la distracción. Otra opción que se le brinda al jugador es la de poder asignar cada movimiento al botón que le resulte de más comodidad, adaptando la jugabilidad a nuestros deseos. Todos estos ajustes se realizan en cualquier momento de la partida en cada uno de los títulos, a través de un menú que imita la estética de la época de los 8 bits y de los propios juegos, pareciendo, incluso, que son pertenecientes a los mismos. 

Pero los añadidos no terminan aquí, porque el recopilatorio nos trae más alicientes en forma de contenido. A parte de los juegos originales disponemos de más de 50 retos o misiones que nos desafían a completar distintas secciones de las distintas fases entremezcladas entre sí en el menor tiempo posible. A nivel jugable esta es la mayor novedad, por no decir la única, que nos encontramos en el recopilatorio y que no solo aumentará la durabilidad que nos pueda ofrecer, que ya os adelantamos que será elevada, sino las cotas de diversión para lo que se atrevan a aceptar el reto.

Por si esto parecía poco no solo nos ofrecen una recopilación de los primeros Megaman, también nos obsequian con todo el repertorio musical, así como galerías de arte y bancos de datos en donde nos enseñan grandes cantidades de material conceptual, ¨artworks¨ y descripciones de todo lo que ha llenado de vida a los 6 juegos clásicos, todo a nuestra disposición para que nos empapemos de todo el arte, historia y buen hacer que tienen en su interior.

Las funciones características de la consola Nintendo 3DS no han sido explotadas, tan solo se hace uso de ellas de manera anecdótica, pues su principal basa, el efecto 3D, lo encontraremos presente en las imágenes que ocultan los fondos negros durante el juego únicamente. Lo mismo se puede decir de las funciones táctiles y de doble pantalla ya que solo están presentes en los menús iniciales, pasando en el resto del juego a mostrar simplemente las distintas portadas de los clásicos. Se hace uso del lector NFC, o lo que es lo mismo, la utilización del amiibo de Megaman, con el cual se desbloquearán retos adicionales que se sumarán a los ya disponibles. Lo cierto es que se podrían haber implementado más maneras y así justificar el retraso de meses que lleva esta edición respecto a otras consolas.

Disfrutar como nunca antes

Qué más os voy a contar, por un satisfactorio precio de 15 euros en Megaman Legacy Collection podemos regresar al pasado con este recopilatorio que incluye algunos extras interesantes, por lo que se convierte en la mejor opción para disfrutar de estos 6 clásicos en una consola, al que le podemos achacar el escaso uso de las características únicas de la Nintendo 3DS, la inclusión de más juegos clásicos, como jugadores insaciables que somos, que completen al menos la serie inicial (de Megaman 1 al 10) y sobre todo la ausencia de formato físico en territorio español.