Portada » Análisis » Kirby's Adventure

Kirby's Adventure

La bola rosa de Nintendo vuelve para protagonizar un juego de estilo clásico pero con un multijugador muy dinámico que será disfrutado por grandes y pequeños. 

Kirby's Adventure - Análisis

Pero la gran baza de este juego es, precisamente, la otra manera de disfrutarlo: en compañía. Para ello no hay que entrar en otro lugar en el menú sino que en cualquier momento un jugador puede unirse y abandonar la partida sin tan siquiera tener que pausar el juego. Cada persona que se una gastará una vida del contador de Kirby y, en caso de abandonar el juego con la barra de salud completa, la vida vuelve “a su sitio”. Aquellos que entren a la acción para acompañar al primer jugador podrán escoger entre manejar a un Kirby de otro color u optar por Meta Knight, Waddle Dee o el Rey Dedede. Coger a otro Kirby hará que podamos jugar exactamente de la misma manera que lo hace el personaje principal, pero si optamos por alguno de los otros, tendremos movimientos diferentes a los que puede realizar el protagonista, aunque llevar al pobre Waddle Dee es igual que tener el poder Lanza permanentemente.

Cabe destacar esta diferencia entre el primer jugador y los otros por un simple pero importante detalle: La importancia de morir: si el Kirby rosa muere, toca repetir el nivel desde el último punto de control, mientras que si cualquier otro cae, puede volver a aparecer en el momento que quiera - incluso si el contador de vidas es 0.

Kirby Wii Análisis

La historia de este título es del estilo sencillo de siempre. En esta ocasión nos encontramos con que un ser llamado Maglor se ha estrellado con su astrovelero en Popstar, el planeta de Kirby, rompiéndose su nave en el impacto y, como seres simpáticos que somos, nos ofrecemos a buscar las partes de su nave y a acompañarlo de vuelta a su planeta. Así se nos presentan las 7 zonas del juego, y en cada una de ellas tendremos distintas fases y un jefe que nos dará una pieza de la nave al ser derrotado. Pero a la nave no se le han caído sólo las piezas importantes, sino también 120 engranajes, que actuarán como el objeto coleccionable del juego y que conforme vayamos obteniéndolos, desbloquearán minijuegos y desafíos.

Los primeros son sencillas pruebas de tiro o lanzamiento de estrellas ninja en los que podremos jugar con hasta tres jugadores más para competir por la máxima puntuación. Los desafíos, por su parte, presentan un reto: Completar una zona con un poder determinado en el menor tiempo posible, que es donde sufriremos un poco más si queremos salir bien premiados.