Portada » Análisis » Dewy's Adventure

Dewy's Adventure

Happy, happy, smile, smile, smile. It`s Dewy`s fairy tale.

Dewy's Adventure - Análisis

 Menos uniforme es la opinión sobre los escenarios, ya que su apariencia no es tan buena como su creación. Bajo unas texturas pobres y con unos elementos que se repiten sin cesar se esconden unos mapas diseñados con suma inteligencia para el uso de las habilidades ya mencionadas. Además, la selección de mundos puede pecar de tópica (hielo, lava, selva...) pero en este caso es idónea para poner de manifiesto los efectos de los cambios de temperatura y las pendientes son aprovechadas para sacar partido al tipo de control. También hay que destacar que la cámara cumple con suficiencia, pues que siempre se muestra una perspectiva correcta, a pesar de ser excesivamente dinámica. Todo dispuesto para ser reproducido en pantallas panorámicas y a 480p. Sin embargo, en ocasiones pasa factura y se notan ciertas caídas en el framerate.

Otra genialidad de los escenarios está en los recorridos. Nunca será excesivamente complicado acabar una pantalla, aunque en algunas ocasiones llegue a dar la impresión de que Dewy ya no sabe ni por donde se anda. Sin embargo, completar las fases de la forma lineal apenas asegura sacar una nota baja en el resultado. Quien quiera recoger a todos los Eau y todos los tesoros escondidos tendrá que encontrar los caminos ocultos, y lo que es más, acceder a ellos dando en el momento exacto con la habilidad adecuada. Terminar Dewy's Adventure a la primera te llevará en torno a las diez horas, que puede no ser mucho; pero el título se hace muy rejugable para todos aquellos que quieran explorarlo al 100% o sacar buenas notas.

Junto al juego normal, Dewy's Adventure presenta el ‘modo de Regalos", que no es ni más ni menos que un cajón de sastre en el que se esconden todas las otras opciones. En primer lugar, existe un tipo de juego más arcade para un jugador, en el que hay que completar misiones en un puñado de pequeños escenarios cuadrados, ya sea matar a todos los enemigos o recoger estrellas en un tiempo límite. Por otro lado, hay otros cuantos escenarios para que hasta cuatro jugadores compitan de forma similar. En total son diez pequeñas pantallas que no dan mucho de sí, pero sin embargo son un ejemplo para que sea el propio jugador quien desarrolle este sistema en el editor de pantallas. Cada usuario puede crear sus propias fases y compartirlas con sus amigos a través de la red Nintendo WiFi Connection, de modo que el juego puede hacerse infinito. Para terminar este modo de regalos, y en sentido literal, hay que recordar que Dewy's Adventure permite parar el juego en cualquier momento para tomar una captura, que después puede ser editada en el Canal Foto y enviada a los amigos.

Análisis Dewy's Adventure en Revogamers

En conclusión, si te has quedado con ganas de más plataformas tras acabar Super Mario Galaxy, Dewy's Adventure es un título que te entretendrá durante bastante tiempo. Su sistema de control le convierte en un juego distinto a sus competidores, y la dificultad, bien ajustada, hará que continuar no sea una tortura, sino una lucha agradecida. La combinación de los estados de Dewy completa la sencillez excesiva de los puzles y el impaciente termómetro se encarga de causar la tensión necesaria.